¿Cómo decide su voto la gente?

Mucho se ha escrito sobre los determinantes del comportamiento electoral. Es comprensible, ya que el voto es una cuestión crucial de la vida política y de la democracia. Entender las claves de su comportamiento interesa, tanto a los teóricos como a los políticos, a los asesores y especialistas en campañas, etc. Conocer adecuadamente las razones por las que las personas eligen a un candidato o partido y no a otro, puede servir como guía para el diseño de la comunicación electoral, optimizando tiempo y recursos. Desde el modelo de Lazarsfeld, Berelson y Gaudet (1944), pasando por el de Michigan (Campbell et al. 1960) o la aparición del voto “heurístico” o el denominado “temático”, se han tratado de explicar las distintas variables que inciden en el sufragio, al que en el último tiempo se ha agregado a la incidencia de los medios tradicionales de comunicación, la de Internet (García Beaudoux, D’Adamo y Slavinsky 2005).

El Centro de Opinión Pública de la Universidad de Belgrano, aprovechando las elecciones del año 2013 en Argentina, decidió investigar varios de estos temas a través de una serie de encuestas realizadas en el ámbito de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires (encuestas presenciales, 620 casos efectivos). Los resultados que se presentarán permiten conocer algunas de los argumentos que las personas señalan al momento de decidir su voto.

tabla 1tabla 2

 

 

 

 

 

 

El 56% de los encuestados afirma que los votantes analizan y piensan su voto antes de emitirlo. Sin embargo, un no desdeñable 37% afirma que la gente vota de manera intuitiva. Cuando se consultó sobre lo que los votantes priorizan, las respuestas se repartieron. La identidad partidaria aparece señalada por el 24% de los encuestados, al igual que el peso de la personalidad o trayectoria de los candidatos. El voto temático o “issue voting” y el voto castigo tienen, en cambio, una respuesta disímil. Mientras que el primero registra un 21% de reconocimiento el otro sólo recoge un 12%.

Debe señalarse que en el caso de Argentina, las carencias de su sistema de partidos hacen comprensible y esperable, sobre todo en un ámbito urbano como el de la ciudad de Buenos Aires, una importante presencia del voto no partidario, difiriendo en este punto con el Modelo Sociopsicológico de Michigan, y acercándose más, el comportamiento de los votantes, al voto temático o heurístico según se privilegien las características del candidato o los temas abordados.

Sin embargo, no sería correcto extender esta interpretación a todo el país. Hay excepciones y matices. Por citar algunos ejemplos, en el conurbano bonaerense existen claras muestras de lealtad partidaria a favor del Partido Justicialista que gobierna ininterrumpidamente desde hace casi 30 años la provincia. En su interior, en cambio, el fenómeno se reproduce, pero en este caso a favor de la Unión Cívica Radical, que controla intendencias desde hace décadas. Situaciones semejantes se reiteran en otras provincias argentinas.

tabla 3tabla 4

Partiendo de la premisa, para la zona de la investigación y según los datos expuestos de cómo se decide el voto, se investigó a continuación cómo las personas manifestaban que obtenían la información política y cuál caracterizaban como la más útil en el proceso de elegir a quién votar. Los resultados muestran que el 48% de los encuestados cree que los medios no dan suficiente información. El 40% cree que es especialmente escasa la referida a las propuestas de campaña. Otro 24% afirma que no se conoce adecuadamente a los candidatos. Por otra parte, es notable el porcentaje de los que desean debates televisivos, un contundente 64% manifiesta su interés en que tengan lugar entre los principales candidatos. La elevada audiencia televisiva que luego concitaron parece confirmar estos resultados.

En el último tiempo se aborda con cada vez mayor frecuencia la influencia de la información que Internet, o más específicamente las redes sociales pueden aportar en un proceso electoral. Más aún, en un caso como el de la ciudad de Buenos Aires, que registra un elevadísimo nivel de conexión a la red, ya que supera el 80% de conectados. Los resultados depararon, no obstante, no pocas sorpresas. El 53% de los encuestados ni siquiera sabía si los candidatos tenían páginas web o Facebook, y sólo un 31% las consultó. Sin embargo, un 54% señaló que le gustaría poder interactuar a través de las redes sociales con los candidatos para transmitirles dudas, consultas y también críticas, además de poder conocer de manera “directa” sus opiniones y propuestas.

tabla 5Los resultados de las encuestas permiten concluir, por ejemplo, que en una campaña electoral en la Ciudad de Buenos Aires se deberá prestar mucha atención a quiénes votan por temas o por candidatos y diseñar una campaña acorde a estos perfiles de votantes. Su porcentaje combinado suma un contundente 48%. La demanda por debates y más información referida a propuestas tampoco debe ser menospreciada, conjuntamente con una mayor y mejor actividad en las redes sociales, ya que la actual, al menos hasta ahora, pareciera mostrar más debilidades que fortalezas.

 

 

Bibliografía y referencias

Campbell, A. Converse, P. Miller, W. y Stokes, D. 1960. The American Voter.  Chicago: The University of Chicago Press.

COPUB. 2013. La mayoría preferiría el voto electrónico.

García Beaudoux, V. D’Adamo, O. y Slavinsky, G. 2005. Comunicación Política y Campañas. Barcelona: Gedisa.

Lazarsfeld, P. Berelson, B. y Gaudet, H. 1944. The People´s Choice. How the Voter Makes Up His Mind in a Presidential Campaign. Nueva York: Columbia University Press.

Acerca de Orlando D’Adamo

Orlando D'Adamo es Director del Centro de Opinión Pública de la Universidad de Belgrano, Buenos Aires (Argentina).

, , ,

16 respuestas a ¿Cómo decide su voto la gente?

  1. Lupita Gándara 6 marzo, 2016 at 23:37 #

    Hola, Orlando.
    Soy pasante de la licenciatura en psicología (México) y estoy haciendo mi tesis sobre “El pensamiento critico en el ejercicio del voto” queriendo así identificar el porcentaje de personas que hacen uso de la reflexión al momento de votar o como se menciona en este articulo por mera intuición o bien por su ideología partidista, al final para hacer una propuesta sobre como desarrollar el pensamiento critico en base a teorías psicológicas, por citar una la cognitiva. Agradecería infinitamente si pudiera recomendarme artículos sobre el tema o si pudiéramos ponernos en contacto, mil gracias! anexo mi correo electrónico.
    lupiita_ge@hotmail.com

  2. Charlie 29 octubre, 2014 at 22:21 #

    Hola, me interesa mucho el articulo y le agradezco por compartir esta investigación. No conozco mucho el tema y por eso tengo una pregunta:
    Si no me equivoco el voto es obligatorio en Argentina: esto podría ser una variable del voto “intuitivo”: los que votan por obligación tienden mas a votar de forma intuitiva? Hay investigación, encuestas al respecto?

    • Orlando 4 noviembre, 2014 at 18:03 #

      Gracias Charlie por tu interés. Así es en Argentina el voto es obligatorio, aunque vota un 75% aproximadamente. Y desde ya tu comentario es muy pertinente podría ser una variable que influya en un mayor uso de la intuición al momento de votar. No conozco investigaciones sobre el tema pero quizás las haya. Sí en cambio hay datos sobre cuánta gente votaría si no fuese obligatorio hacerlo: sería un 60% dependiendo del tipo de elección. En una legislativa intermedia votaría un poco menos del 505. Tu inquietud abre un válido espacio para un estudio comparativo entre países con y sin voto facultativo.

  3. Lucia M. 29 septiembre, 2014 at 23:48 #

    Estimado Orlando,
    Te agradezco por tan interesantes resultados de investigación que nos compartes. Me encantaría profundizar más en el aspecto intuitivo del voto que, me da la impresión, es el predominante. Estudios recientes muestran que aunque el votante se ubique ideológica y partidistamente, los factores subjetivos (como la simpatía respecto al lider independientemente de su ideología) son determinantes a la hora de dar su voto. Por ello agradezco este tipo de estudios que buscan profundizar en las razones detrás del voto. Espero atenta poder volver a leerte.
    Saludos,
    Lucia

    • Orlando 1 octubre, 2014 at 3:44 #

      Lucía, muy agradecido por tus palabras. Estoy de acuerdo en lo que señalas. Los factores emocionales son un factor determinante en el comportamiento electoral. Una buena prueba de ello son las campañas electorales. La comunicación política orienta sus mensajes hacia las emociones, positivas o negativas, buscando así acercarse al votante. indudablemente, en los países dónde las filiaciones partidarias son más endebles, esto tiene mayor alcance. Pero en todos los países hay una masa crítica de votantes que decide su voto más allá de los partidos y/o ideologías. Allí los liderazgos carismáticos y las estrategias comunicacionales orientadas hacia a los factores emocionales obtienen importantes réditos. Un placer estar en contacto por esta vía.
      Cordiales saludos.

  4. Roberto 28 septiembre, 2014 at 21:40 #

    Estimado Orlando, me ha parecido muy interesante su post. Quiero señalar dos cosas que me han llamado mucho la atención. En primer lugar, el elevado porcentaje de personas a las que les interesaría un debate televisivo entre los principales candidatos. Yo, siendo de España, me llama mucho ese dato pues, aquí, “la gente no está tan interesada” o, por lo menos, en un porcentaje igual (datos de audiencia que no destacan demasiado). En segundo lugar, es el de la presencia de los candidatos en Internet. Siempre me ha parecido interesante esta vía de la política o los que muchos han llamado “política 2.0”. Esta nueva forma de hacer política no está siendo muy bien aprovechada por los candidatos y los partidos políticos, pues es una gran herramienta que permite el contacto directo con sus votantes. En definitiva, los candidatos o los partidos políticos tienen que estar allí dónde estén sus votantes, independientemente del medio o del canal.

    • Orlando 29 septiembre, 2014 at 4:42 #

      Estimado Roberto: Gracias por tu interés y comentarios. Coincido con lo de internet 2.0. Los indicios que tenemos muestran que en las cruciales elecciones de 2015,en Argentina, las redes sociales tendrán un papel mucho más protagónico. Lo de los debates también fue una sorpresa para nosotros refrendado el resultado de la encuesta en el buen rating de los debates que tuvieron lugar. Un debate entre los candidatos presidenciales en 2015 es esperable que tenga un alto impacto dado que las encuestas muestran un potencial empate técnico y una casi segura segunda vuelta.

  5. Bruno Vega 28 septiembre, 2014 at 21:34 #

    Me preocupa un poco que un 64% de los votantes consideren que los debates televisivos deban de realizarse sólo entre los principales candidatos, porque esto se puede prestar a manipulación en países donde existe un claro monopolio de medios de comunicación tanto en prensa, radio y televisión por determinados grupos económicos. De esta forma, el debate televisivo no ayudaría a informar a los votantes, sino que contribuiría a limitar su información, por lo que no consideró que se podría hablar de que se está alcanzando su finalidad democrática. Sería interesante, que en una investigación posterior se pudiera ver un análisis comparativo entre el valor de confiabilidad que los votantes dan a los medios de comunicación en países con monopolios de medios de información frente a la valoración que se tiene de estos en países donde no existen estos monopolios.

  6. Maria Esperanza Casullo 28 septiembre, 2014 at 20:09 #

    Esto puede explicar algo de porque es tan difícil articular identidades políticas competitiva en la ciudad de Buenos Aires y en las provincias al mismo tiempo. La apelación basada en partidos funciona en un caso y no en el otro, y viceversa.

    • Orlando 29 septiembre, 2014 at 4:47 #

      Estimada María: En buena medida es así, lo que implica el desafío de diseñar las campàñas atendiendo los distintos perfiles de los votantes. Gracias por tu interés en el post.

  7. Dinorah Azpuru 28 septiembre, 2014 at 20:05 #

    Muy interesante articulo. También puede ser útil dividir a los encuestados en categorías sociodemográficas para ver si hay diferencias (hombres-mujeres, grupos de edad, nivel educativo, etc.).

    • Orlando 29 septiembre, 2014 at 4:50 #

      Estimada Dinorah, gracias por tus comentarios. En el futuro podemos presentar esos datos, en este caso privilegiamos los que se exhiben para adaptarnos al espacio.

  8. Carlos Vázquez Ferrel 28 septiembre, 2014 at 19:46 #

    Estimado Orlando,

    Además de saludarte y comentarte que está muy interesante el Post, me gustaría consultarte dos dudas. La primera de ellas es sobre a qué te refieres cuando dices que hay carencias en el sistema de partidos. Y mi segunda consulta va sobre “los temas” que comentas jugaran un rol importante, y es si los votantes hacen vinculaciones entre temas específicos que serán importantes, con algún partido o liderazgo.

    Un Saludo, y muchas gracias!

    Cvf

    • Orlando 29 septiembre, 2014 at 5:00 #

      Estimado Carlos: Gracias por tu interés y comentarios. Lo de “carencias del sistema de partidos”, fue un eufemismo para no entrar en la disquisición sobre la calidad o la mera existencia de un sistema de partidos en Argentina. A mi criterio, y desde ya es opinable, el caso argentino, más allá de diversas situaciones regionales, a nivel nacional se muestra como un sistema de partido dominante (el Partido Justicialista) y del otro lado aparecen alianzas, algunas efímeras, o partidos cuyos porcentajes electorales pueden oscilar de manera dramática. (17% a 1.5% por ejemplo)
      Las encuestas sobre los “temas importantes” muestran consistentemente como los principales a la inseguridad, inflación, desempleo (en los últimos meses) y corrupción. Los votantes “temáticos” seguramente decidirán su voto teniendo las referidas cuestiones en cuenta, siendo además esperable que las campañas se orienten hacia ellas.

  9. Roger F. 28 septiembre, 2014 at 19:21 #

    Muy interesante el articulo. Es bueno saber que las encuestas apuntan a un electorado cada vez mas informado y menos impetuoso a a la hora de tomar las decisiones. Creo que el voto basado mayormente en caracteres carismáticos aluden a un arma de doble filo muy peligrosa en America latina, que es el populismo. De cualquier manera, es muy bueno saber que el electorado reaccione ante la falta de dispersión de información necesaria por parte de los medios, mas presión en este punto hará que estos números se muevan más rápido.

    • Orlando 4 octubre, 2014 at 22:16 #

      Roger: Gracias por tu comentario. Coincido conque el carisma es un arma de doble filo, desgraciadamente en todo el mundo hay ejemplos de derivaciones indeseables de liderazgos carismáticos. Por otro lado, un líder carismático cuenta con una ventaja inherente al carisma: la capacidad para comunicar, seducir y persuadir. Son formidables herramientas tanto para la comunicación de campaña como la de gestión de gobierno. Algunos se preguntan si Obama no sería un ejemplo de lo que describes.

Responder a Maria Esperanza Casullo Click here to cancel reply.